El poder de nuestros cuerpos

Etiquetas: , , , , , ,

En la primera infancia, los seres humanos descubrimos y experimentamos en el mundo recorriendo espacios, viviendo emociones y sentimientos, haciendo y pensando, siempre con el cuerpo entero, con todos los sentidos activados y enviando impulsos vitales a un cerebro en pleno y constante desarrollo, estimulando a ese órgano que puede llegar a tener cientos de billones de conexiones neuronales en su momento más pleno, alrededor del tercer año de vida, y que ya tiene el 90% de su tamaño definitivo cuando se cumplen seis años de edad.

Este asombroso e interconectado cerebro de los humanos, que tiene capacidad plena de comprender, vivir y transformar el mundo integralmente, ha sido entrenado durante siglos en la fragmentación. Por cuenta del fraccionamiento de espacios y tiempos para el aprendizaje, la segmentación de las artes en lo que se conoce como “disciplinas” y la concepción del desarrollo humano como un proceso divisible en etapas, hasta hace muy poco fue posible emprender el camino de la integralidad como una opción válida para favorecer nuevas maneras de pensar, sentir y hacer en el mundo.

La Estrategia Digital de Cultura y Primera Infancia, en consonancia con el Programa del Ministerio de Cultura Cuerpo Sonoro, dedica el mes de septiembre a impulsar el desarrollo armónico de los niños, entendiendo sus cuerpos como unidades indivisibles que hacen posibles el razonamiento, la existencia plena de los individuos y una mejor vida en comunidad. Ha llegado el momento para dejar de pensar con una cabeza que durante siglos se comprendió a sí misma como una entidad distante de las cuestiones corporales y comprender que somos “de carne y hueso”, que vivimos cada segundo a través de nuestros cuerpos completos. Son estos cuerpos los que hacen posibles la expresión y el movimiento de cada individuo: sólo es posible ser en el mundo si se tiene conciencia del propio cuerpo y la razón es consecuencia directa del autoconocimiento de nuestro ser.

La inteligencia humana es corporal y saber esta sencilla verdad nos devuelve nuestro verdadero potencial. El contacto entre los de nuestra especie y, en particular, la cercanía entre los niños y los adultos que se ocupan de su cuidado, son fundamentales para que sea posible dejar de lado la vieja dicotomía entre pensamiento y sensorialidad para comprender que los procesos mentales ocurren mientras el cuerpo está en movimiento. Incluso cuando dormimos, el cuerpo continúa con su incesante actividad para darle un motor a nuestros sueños.

En un mundo plagado de etiquetas, tendiente a la especialización, en el que se sigue pensando en las disecciones del conocimiento como una forma segura de clasificar los infinitos productos de la imaginación humana, invitamos a todos los miembros de nuestra comunidad virtual a ser conscientes de la necesidad de cambiar los viejos paradigmas que nos han conducido a dividir en lugar de integrar los saberes y prácticas del complejo universo cultural en que todos estamos inmersos.

Podemos empezar por comprender que el camino que cada niño emprende con su cuerpo desde el momento de la concepción es manifestación palpable de su identidad y de su aproximación al mundo que lo rodea. Y que los adultos comprometidos con su pleno desarrollo enriquecerán su experiencia vital si logran entender que el aprendizaje siempre es corporal, porque el cuerpo es fuente de conocimiento, es creatividad, es singularidad y, al mismo tiempo, diversidad.

Los aromas, sonidos, movimientos, caricias, texturas, colores y otros elementos del entorno se perciben en conjunto y son la base de la interacción de nuestros niños con sus cuerpos y los de otras personas. Está en nuestras manos permitir que sus concepciones del mundo sean integradoras, que expresen sus sentimientos y pensamientos con diversos lenguajes y que conozcan todo el potencial de sus cuerpos para construir nuevos modelos de pensamiento.

 

2 Comentarios

  1. Miler ortiz

    Tatianainor@gmail.com
    Agradexco esta pagina es muy bonita ya que me sirve de mucho para mi trabajo

    Responder

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

-->
Ir a la barra de herramientas