Jorge Raedó, convencido de la importancia del arte para los niños que crean el mundo

Jorge Raedó es un artista de Zaragoza, España que desde el 2008 se encontró hablando de arquitectura para niños y así descubrió el universo tanto teórico como práctico de la educación de arte para los más pequeños, involucrando no solo políticas públicas, sino espacios, iniciativas y redes. Vive en Colombia desde el 2015 y en sus palabras, crea proyectos “que considera necesarios” en educación de dos tipos: de arquitectura o de teatro y ópera para niños.

Osa Menor, es el sitio web en donde recopila su trabajo investigativo. Raedó es el director artístico de Lundantia. I Bienal Internacional de Educación en Arquitectura para la Infancia y Juventud, 2016-18 así como de Amag! Revista de Arquitectura para Niños. Raedó también es asesor de Red OCARA y Lunárquicos.

Siendo un niño, Raedó nunca imaginó que sería artista. En su entorno familiar destacaban los médicos, como su padre veterinario y sus tíos, un abuelo campesino y el otro militar. El arte no se asomaba, pero fue llegando poco a poco. Recuerda que en el colegio le gustaba mucho la clase de dibujo y quizás por eso a la edad de 18 años, se inclinó por estudiar arquitectura en 1987, en la Escola Tecnica Superior d´Arquitectura de Barcelona y se fue a Roma con el programa Erasmus, que facilita la movilidad de los universitarios a distintos centros de estudios de la unión europea.

Fotografías de Jorge Raedó / Taller la casa de muñecas

Años después, en 1999, después de abandonar la arquitectura se graduó en la especialidad de Dirección Escénica y Dramaturgia de la Facultad de Arte Dramático en el Institut del Teatre-Universitat Autònoma de Barcelona y así empezó a hacer parte del mundo de las artes escénicas, espacio en el que trabajó por diez años hasta que la arquitectura volvió aparecer para fortalecer su trabajo artístico.

En 2006 fue invitado como académico de teatro visual y fue profesor invitado en el máster “Arquitectura, arte y espacio efímero” de la misma escuela de estudios donde había empezado arquitectura.

Hagan click aquí para ver “Arte u oscuridad”, charla de Jorge Raedó sobre educación de arte para niños y jóvenes”

Dos años después hizo parte de un proyecto diseñado para niños de 5 a 8 años en Barcelona, titulado: ¿Qué es arquitectura? A partir de ese momento empezaron los talleres. En 2011 viajó a Finlandia donde fue director educativo de Rakennetaan kaupunki! Con el que realizó varias operas en colegios oficiales, así como con la escuela Onerva Mäki (educación especial – para niños con discapacidad visual o auditiva y problemas de aprendizaje) en el Museo Alvar Aalto de Jyväskylä, Finlandia. Allí trabajó, no desde la discapacidad sino desde las distintas capacidades de los niños

Estreno de la ópera”¡Construyamos la ciudad!” con el colegio Kaisaniemi, en el Museo de Arquitectura de Finlandia, Helisnki. 2011.

Algunos de los alumnos ciegos son poetas del sonido y la música, para ellos el sonido es la imagen del mundo. Los alumnos con discapacidad auditiva se apoyan en el mundo visual, son buenos con la expresión gráfica y la observación de los cuerpos

escribió en su blog

Para Raedó, la ópera es teatro. Lo que importa es el conjunto que crea el mensaje. Alumnos, profesores, asistentes y músicos, actúan en el escenario como iguales. Este proyecto en Finlandia fue un proyecto urbano con el que esperaba que los alumnos se sintieran ciudadanos y se apropiaran de su colegio.

Taller la casa de la música.

“La importancia del arte es que es un lenguaje, que permite la manifestación de las diferentes facetas de las personas así como del colectivo social. La danza, la arquitectura, la literatura la música expresan distintas cosas y la suma de todas da un visión completa”. La importancia de enseñar arte a los niños, no es la de pretender generar artistas, sino brindar herramientas para que desarrollen todo el potencial que llevan dentro. Desde el punto de vista de la arquitectura, Raedó habla de ella como un lenguaje, le enseña a los niños, la estructura, los materiales, el urbanismo, conceptos de ciudad y la arquitectura como un hecho social o histórico. “Su comprensión de la arquitectura y las ciudades genera ciudadanos críticos, conscientes y exigentes”.

En primera infancia no se puede hablar de disciplinas, todas las artes están inmersas en los procesos de comprensión, análisis y aprendizaje. Para este artista, el mundo no es, sino que se inventa. Y los niños tienen ese poder de crearlo y recrearlo. “El hacer es lo que construye el mundo, de ahí que el cuerpo y el movimiento sean tan importantes”

 

Si conoces a alguien que trabaje en primera infancia como Jorge Raedó, no dudes en comentar
Etiquetas: , , , , , ,

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

-->
Ir a la barra de herramientas